Por Christoph Steitz y Jan Schwartz

MÚNICH, 5 sep (Reuters) – El jefe de Volkswagen,
Herbert Diess, dijo el domingo que los vehículos autónomos, y no
los eléctricos, serán la verdadera revolución de la industria
del automóvil, que se enfrenta al fin de los motores de
combustión en Europa para 2035.

Los comentarios de Diess señalan el ritmo con el que el
ejecutivo de 62 años trata de transformar al mayor fabricante de
automóviles de Europa, al afirmar básicamente que el cambio
hacia los vehículos eléctricos (EV), que aún debe ser respaldado
por las ventas reales, estaba sellado.

«La conducción autónoma va a cambiar nuestra industria como
nada antes», dijo Diess en Múnich antes de la inauguración
oficial del salón del automóvil IAA, añadiendo que el cambio
hacia los coches eléctricos era «algo fácil» en comparación. «La
verdadera revolución es el software y la conducción autónoma».

Diess habló en un momento en el que la presión
medioambiental sobre el sector automotor está aumentando, ya que
la Comisión Europea propuso en julio la prohibición efectiva de
la venta de nuevos coches de gasolina y diésel a partir de
2035.

El viernes, Greenpeace y la ONG medioambiental alemana
Deutsche Umwelthilfe (DUH) afirmaron que emprenderían acciones
legales contra los fabricantes de automóviles alemanes, incluido
Volkswagen, si no intensificaban sus políticas para hacer frente
al cambio climático.

Diess, quien se enfrentó a activistas de Greenpeace antes de
entrar en el recinto el domingo, pretende superar a Tesla
y convertir a Volkswagen en el mayor vendedor de
vehículos eléctricos del mundo para 2025.

También quiere hacer de los servicios de software para
coches autónomos un pilar clave del futuro negocio del grupo,
por lo que Volkswagen ha comprado la startup de software de
autoconducción Argo AI, un competidor de Waymo de Alphabet Inc
.

Los fabricantes de automóviles tradicionales y las empresas
tecnológicas han invertido miles de millones de dólares en la
última década para hacer realidad la visión de los coches sin
conductor, pero los robotaxis siguen siendo esquivos debido a
los obstáculos técnicos y regulatorios que requieren una
presencia humana continua.

Volkswagen prevé unas ventas de 1,2 billones de euros (1,43
billones de dólares) en el sector del automóvil de aquí a 2030,
lo que supone aproximadamente una cuarta parte del mercado
mundial de la movilidad, que se espera que se duplique hasta
alcanzar los 5 billones de euros.

«Para 2030 (…) alrededor del 85% de nuestro negocio son
los coches, los coches privados, los de propiedad privada, los
de alquiler compartido. Y alrededor del 15% de la movilidad
debería ser de lanzaderas, movilidad como servicio», dijo Diess.

(1 dólar = 0,8416 euros)

(Reporte de Christoph Steitz y Jan Schwartz; Editado en Español
por Ricardo Figueroa)