BUENOS AIRES, 31 ago (Reuters) – El Gobierno de Argentina
prorrogó el martes hasta fin de octubre las restricciones
establecidas en junio a los embarques de cortes bovinos, en
busca de aumentar la oferta doméstica para contener los precios
locales de los alimentos, según un decreto publicado en el
boletín oficial.

Tres meses antes de los comicios de medio término, el
presidente Alberto Fernández busca evitar el malhumor social que
genera en el país el alza en el precio de la carne, que es un
alimento esencial para todas las clases sociales de Argentina.

«En el corto plazo la herramienta de limitar las ventas al
exterior es indispensable para garantizar el acceso de las y los
argentinos a la carne vacuna frente al fuerte aumento de los
precios a las y los consumidores», señaló el Gobierno de
centroizquierda en el decreto oficial.

La medida, que al establecerse en junio disparó hondas
protestas de las asociaciones rurales del país, restringe las
exportaciones vacunas al 50% del volumen exportado en el mismo
período del año pasado.

«La solución estructural a la tensión entre mercado externo
y mercado interno se vincula con medidas que permitan aumentar
la producción», añadió el Gobierno en la norma.

El país sufre hace años una alta inflación y recién en 2021
está logrando dejar atrás una prolongada recesión.
(Reporte de Nicolás Misculin; Editado por Maximilian Heath)