A tres días de las elecciones de medio término, el mercado ya está a la espera de los resultados. En el mientras tanto, los inversores de principio de mes buscan refugiar los pesos para transitar en calma este período de incertidumbre. “Las elecciones van a ser determinantes para las valuaciones en el corto plazo, por lo que las expectativas de cara a este evento son cruciales para diseñar las estrategias de inversión”, remarcaron desde Facimex Valores.

Hoy el rally que atraviesa el Merval emociona, pero presenta un alto riesgo para el día después del domingo. El dólar billete no siempre es la mejor opción: con alta inflación y el tipo de cambio intervenido, se convirtió en una “inversión perdedora”. Como alternativa, los expertos se inclinan por otras opciones.

El Merval como apuesta electoral

Durante las últimas semanas, la bolsa local ha sido protagonista de la jornada financiera. El S&P Merval viene anotando diariamente nuevos máximos históricos en pesos, mientras que en dólares llegó a superar la barrera de los 450 dólares. “La posibilidad de una derrota del oficialismo en estas elecciones genera la expectativa de un potencial cambio de rumbo/administración, lo cual mejora el horizonte del abanico de instrumentos”, resaltó Santiago Abdala, director de Portfolio Personal de Inversiones (PPI).

Este optimismo se da en un contexto en el cual las acciones locales estaban castigadas, una caída que empezó a gestarse tres años atrás. Como comparación, el S&P Merval ajustado por dólares contado con liquidación (CCL) llegó a tocar los 1800 dólares en 2018. “Ahora, un rebote de US$350 a US$450 es digno, pero sigue en precios de subsuelo”, agregó Ezequiel Starobinzky, líder de Liebre Capital.

El BCRA vendió dólares en 7 de las últimas 9 ruedas y ya sacrificó unos US$ 670 millones de sus reservas

Al analizar el valor de los activos, el papel que más vale por unidad en la bolsa porteña es Mirgor (US$16,26), mientras que el más económico es Sociedad Comercial del Plata (US$0,03). “Pero lo que determina si son caros o baratos es si la administración va a lograr ajustar los distintos desequilibrios que se observan en la economía argentina”, sostuvo Abdala.

Ignacio Morales, analista de negocios financieros de Wise Capital, remarcó que el rally que transita el Merval podría continuar si el domingo hay una victoria de la oposición. Caso contrario, “creemos que puede volver a los niveles anteriores de US$300-350”. Hasta después de las elecciones, el mercado accionario local “es únicamente una puesta electoral”.

En julio cayó 2,6% la industria y la construcción tuvo un leve repunte de 2,1%

Si el inversor piensa en el corto plazo, para Starobinzky hay alto correlato entre el resultado positivo de la oposición y los precios. Si se invierte en la bolsa local, es importante elegir activos que, en términos relativos, hayan quedado “baratos” respecto de otros. “Pero acá, el que mejor análisis hace es el que piensa a largo plazo y en moneda dura”, acotó.

Dólares: ¿la inversión segura?

El Banco Central lo confirma: en julio -último dato disponible-, la venta de dólar “ahorro” se incrementó un 65% frente al mes anterior. Ya sea a través de instrumentos atados al dólar o en el billete en sí, los inversores argentinos se dolarizan para protegerse ante un posible salto del tipo de cambio post-elecciones.

No cometas estos errores al invertir en criptomonedas

“En épocas de incertidumbre electoral, la mejor opción es el dólar. Aún con cepo”, consideró Morales. En ese sentido, el instrumento financiero predilecto para dolarizarse indirectamente son los Certificados de Depósito Argentino, más conocidos como cedear. Con este instrumento, que se compra en pesos, pero está atado a la cotización del dólar contado con liquidación, se tiene una porción de acción de una empresa que cotiza fuera de la Argentina.

Otra alternativa son las obligaciones negociables en dólares (ON), es decir, los títulos de deuda que emiten las compañías para financiarse a través del mercado de capitales. “Los bonos linked ajustan por dólar mayorista no deberían verse muy afectados por el resultado electoral”, sumaron desde Wise Capital.

“Para afrontar el evento con una estrategia con sesgo defensivo, recomendamos mantener un elevado posicionamiento en bonos corporativos en dólares priorizando instrumentos que combinen calidad crediticia con una elevada current yield para proteger el capital, destacando (sin orden particular) a Arcor 2023, Pampa 2027 y TGS 2025″, coincidió Facimex Valores.

El dólar billete pierde atractivo frente otras opciones para dolarizarse (Shutterstock/)

Starobinzky agregó a la lista a los bonos provinciales o nacionales. “Recomendamos el AL30, que rinde 19-20% y debería irle bien más allá del resultado electoral porque, en términos de paridad, está súper barato porque es el bono que el Gobierno usa para las intervenciones. Otra opción es Mendoza 2029, que rinde 13% en dólares, y tiene una estructura de cupones más corta que los bonos nacionales y es una provincia que ya reestructuró”, indicó.

En cambio, el líder de Liebre Capital remarcó que los ahorristas no tienen que “dolarizarse ciegamente” con el billete papel. Si el tipo de cambio no se mueve en todo el mes, tendencia que se registró en los últimos meses, el inversor “dejó de ganar que, en finanzas, es lo mismo que perder”.

Más gasto: el Gobierno amplía partidas para políticas alimentarias, asistencia social y subsidios a la energía

“No se tiene que dolarizarse todo el tiempo, sino de vez en cuando. El tipo de cambio, a niveles reales de $180, está caro y a eso se le suma que el Gobierno con poco puede administrarlo, es decir, regulando e interviniendo. Quienes se vienen dolarizando en los últimos dos meses han tenido un costo de oportunidad enorme, los bonos por inflación le vienen ganando la carrera al dólar en el último año y medio. Obviamente puede haber un triunfo tremendo del oficialismo y todo baja, el blue sube y la brecha va a estar más demandada, pero es poco probable. Y aún así, el Gobierno tiene mecanismos de intervención, pueden salir a frenarlo”, cerró.